domingo, 18 de abril de 2010

¿Importa el tamaño del pene?

Por José Armando González O.

No terminaba de alcanzar los 14 años cuando mis amigos y yo montamos un concurso, “el que expulsará el semen más largo”. La competencia inició con toda la emoción, pero se presentó un pequeño inconveniente que paralizó toda mi existencia. Amigas/os,  yo tenía el pene más pequeño de todos.

Mis amigos empezaron a reír y no sabía que hacer o que decir, me sentí con la cara caliente, avergonzado, el más pequeñito de todos. De repente uno de ellos dijo: ¡empecemos ya!. Y sentí alivio. Esto me atormentó por mucho tiempo y sinceramente deseaba tener un pene grande.

Los momentos de vergüenza

Muchos de nosotros pasamos situaciones en las que descubrimos que tenemos un pene más pequeño que el de otro hombre y eso nos ha avergonzado; cuando nos bañamos en la playa, en la piscina, practicamos deporte, durante nuestras relaciones sexuales,  etc.

Para William, estudiante de la Universidad Agraria, bañarse en grupo en el internado fue el momento más difícil de su vida, “tenía 17 años y mi pene era pequeño, por lo que opte por bañarme en calzoncillo. No me escape de la burla, porque a pesar de que tenía calzoncillo, se miraba que era pequeño. Hasta pensaron que era homosexual por mi comportamiento”. Carlos, oficial de policía actualmente, nos cuenta su experiencia en la academia, “yo me bañaba después de media noche, cuando nadie estaba para evitar esa situación. Lo raro fue que un día obligatoriamente me toco hacerlo delante de ellos y me di cuenta que otros compañeros trataban de ocultar su miembro y que el mío no era tan pequeño como pensaba”.

A otros les ha tocado descubrirlo con sus parejas sexuales. Max es uno de esos casos, después de estar casado por 3 años y tener un bebé, se dio cuenta que su pene no satisfacía sexualmente a su esposa. “Ella me fue infiel con mi primo y cuando le pedí explicaciones, ella me dijo que el pene de mi primo era más grande. Yo me sentí poco hombre, no le dije nada. Ella tenía razón, mi pene era pequeño. Lógicamente nos separamos”. Martín, hombre homosexual y soltero de 30 años, nos cuenta que para sentirse seguro siempre le pregunta a sus parejas “¿te gusta mi pene?”, “mi primera pareja me dijo que le gustaba mi pene, la segunda en la primera relación quedó desencantado y no me busco más, el último me dijo que no estaba mal”.

Penes totalmente diversos

Recuerdo que en la secundaria, mis compañeros tenían una regla en la que iban marcando cuanto les crecía el pene, yo también me lo medía. La pregunta aquí es ¿como comprobamos que el pene era del tamaño que estaba señalado en la regla?, si no hacíamos sesiones de grupo para medirlos.

El tamaño no se puede medir a simple vista, un error que cometemos la mayoría de los hombres. No está demás mencionar que la sociedad nos dice desde que empezamos a desarrollar, que “el mejor hombre tiene un pene grande”. Lo escuchamos en las pláticas con los amigos, en la televisión, el cine, los videos pornográficos, por todos lados. Debido a esto muchos hombres alardeamos de tener un pene grande cuando realmente no lo es. Pero, ¿qué hacemos, si el pene que tenemos no es tan grande como el que dicen que debemos tener? Empecemos por conocer los tamaños del pene.

De acuerdo con los estudiosos de la sexualidad como Master y Jhonson, no hay una relación directamente proporcional entre el pene flácido y el pene erecto. En flacidez el pene tiene medidas que oscilan entre los 6 -7 cm y los 12 -13 cm. En erección su tamaño aumenta diversificadamente, entre los 11 – 20 cm. Los mismos estudios demuestran que un pene pequeño en estado flácido puede alcanzar hasta más del 200% de su tamaño en estado de erección y un pene termino medio o grande, puede tan solo aumentar entre el 40 o 50%. Además, según la respuesta sexual humana, entre mayor es la excitación sexual más grande se hace nuestro pene. Compruébenlo.

Hay que destacar que el tamaño no tiene relación alguna entre el desempeño sexual y la capacidad reproductora, pero si se ve influenciado por la herencia genética de nuestros padres, tampoco determina el ser hombre o no, pues esto implica entre otras cosas, los valores, criterios, actitudes, etc.

El Dr. Eduardo Gómez de Diego, experto europeo en el tema y Director General de Andromedical, una compañía médica masculina, después de tratar a más de 2,000 pacientes interesados en alargarse el pene, recopiló datos científicos en 15 países sobre la materia. Los resultados del estudio confirmaron que el tamaño medio del pene en el mundo es de 14 cm., esta es justo la media española. La mayor media la tiene Francia con 16 cm, en Italia la medida media es 15 cm, y en Alemania 14.4 cm. En Estados Unidos el promedio es de 12.9 cm mientras que en Venezuela es 12,7 cm, y en Brasil 12.4 cm. Las medias más pequeñas se encontraron en India, 10.2 cm y Corea del Sur, con 9,6 cm.

Ahora bien es importante saber que hay una gran variedad de penes en formas, tamaños y colores.

Existimos hombres con penes pequeños, medianos y grandes; curvos hacia cualquier lado, delgados, gruesos, etc. De igual manera hay mujeres con distintos tamaños de vagina; además de ser elástica, pueda albergar cualquier tipo de pene. Imagínense una pareja compuesta por una mujer con vagina estrecha y un hombre con pene grande, probablemente la relación sexual fracase si no hay buen conocimiento sexual y comunicación.

Autoaceptación y autoconfianza.

Es necesario reconocer que somos hombres con “X” tamaño de pene y debemos tener el mejor conocimiento en sexualidad y placer sexual para tener un excelente disfrute sin mayores complicaciones, que el de tener un buen lugar para la relación sexual.

La comunicación sexual es determinante, por lo que debemos hablar con nuestra pareja sobre nuestras expectativas sexuales, así no nos vemos envuelto en un asunto vergonzoso por no cumplir con las necesidades de la pareja. Algunos dirán, esto suena como “te presento a mi pene, ¿te gusta?. La verdad no se trata de eso, pero si de expresar lo que somos.

Debemos tomar en cuenta que a nuestras futuras parejas tal vez el pene que tenemos no les guste, como a nosotros no nos guste alguna parte de su cuerpo. Conozco hombres que no les gustan las mujeres con caderas o senos pequeños, cómo también hay mujeres que lo primero que ven en un hombre son las nalgas. Y eso está bien, pues se trata del gusto sexual de cada cual.

El punto en todo esto es que si a nosotros no nos gusta nuestro pene, ¿a quien le va a gustar? Y todo es cuestión de saber elegir la pareja, es decir, elegir a la persona que le guste, le encante y disfrute con nuestro pene. ¿Será difícil? no lo creo.

Aquí en confianza, le pregunte a muchas mujeres: ¿Qué tamaño les gusta más?  ¡Sorpresa! Hubo diversas opiniones, pues les gustan grandes, medianos y otras lo prefieren pequeños. Eso sí, la mayoría coinciden en que no aceptan a un hombre que no sepa complacerlas, independientemente del tamaño que tengan.

Si este es tu caso, ánimo por que no eres el único que le ha tocado vivir esto. Hay que fortalecer nuestra autoestima, querernos y aceptarnos tal y cual somos. El tamaño de nuestro pene no nos hace ni más ni menos hombre.

Referencias:
1.- Enciclopedia del sexo y de la educación Sexual, Colombia. 1996.
2.- Enciclopedia Infancia y Adolescencia, Sexualdiad Programa Educativo, España. 1996.
3.- http://www.astrolabio.net
4.- http://www.infopene.com

1 comentario:

Yorvel dijo...

Y bien, el la realidad, cualquier pene está en condiciones físicas de satisfacer a una mujer, ya que la vagina se adapta a todas las dimensiones. Pues no es cierto que un pene grande tenga necesariamente dar mayor placer, eso depende también de las dimensiones vaginales de partida. Mujeres con la vagina dilatada pueden preferir penes mayores, pero digamos que no es lo mismos con las mujeres más estrechas.
Ademas generalmente las mujeres ven al hombre en su conjunto y no se enfocan en un detalle específico de aquél, un pene grande es una característica que da seguridad sexual sólo a su "propietario". Aunque al igual que causa excitación en los hombres, senos duros y traseros bien formados, lo mismo vale para algunas mujeres con respecto al pene, así como con otras características sexuales del hombre.

En Internet hay muchos blog que hablan del tema tanto de pago como gratis y buscando en google he encontrado el que me ha parecido mejor http://salud-del-pene.blogspot.com